Hacía tiempo que quería, que necesitaba escaparme... Después de la locura de Semana Santa y el sin fin de puentes que le siguieron (19 de Abril, 1ero de Mayo, 4 de Mayo que es feriado aqui en la Isla) decidí regalarme un par de días lejos de todo barullo... y me fui solita a Coche.

Salí bien temprano en la mañana hasta La Isleta, para embarcarme en la lanchita que sale a las 8:00-8:30 am y lo incluye el paquete que compré. Después de unos 30 a 35 mins. de navegación, llegué a otro paraíso tropical. (Click en las fotos para ampliar)

Pueblo Llegué al hotel, hice mi check in, y de una me di un buen baño y me fui a la playita hasta las 12. Luego volví a la habitación, me di otro baño y fui directo a almorzar. Después del almuerzo, me acosté un ratito en la habitación... además de estar cansada pues la noche anterior me había acostado a la 5 am y me levanté a las 7 am para estar en la Isleta, no quería tomar tanto sol en un sólo día para poder aguantar el siguiente. Asi que me quede dormida hasta las 4.30 pm y alquilé una bici y me fui hasta el pueblo... No se cuanto manejé, pero fue mucho... hacía más de 15 años que no me montaba en una bici y a mitad de camino estaba agotada y solo decía: "no sabía que esto cansaba tanto..."

Iglesia El pueblo es muy pintoresco y virginal... Visité la Plaza que me imagino que se llama Bolívar (la verdad no pregunté), y la Iglesia... Luego me metí por algunas callecitas y hubo un momento en que dije: "Estoy perdida", pero al darme cuenta que lo peor que me podía pasar era darle la vuelta completa a la Isla hasta encontrar el hotel, me sentí más tranquila.

Atardecer Una vez de vuelta al hotel, me di otro baño, salí al bar, pedí un daiquirí de naranja y me fui a presenciar uno de los actos más maravillosos de la naturaleza: El Atardecer. En este aspecto soy como el Principito... podría quedarme viendo miles de atardeceres toda mi vida.

La cena estuvo genial, no socialicé con nadie, pues este viaje era para mi conmigo. Era como mi luna de miel conmigo misma. Pasé el 80% del día en silencio (los que me conocen saben lo dificil que puede resultar eso para mi). Después de cenar me fui al bar, pedí un par de Sambucas, y me fui a la cama a dormir como una bebé.

Anillo El día siguiente desayuné y me fui a la playa. Decidí caminar al otro extremo. Parecía cerca pero no lo era. Cuando me dí cuenta había camida por más de una hora (ida y vuelta). Otras de las maravillas que vi fué el sol anillado... Sí. El sol se anillo, es la segunda vez que veo esto en mi vida. Se forma una nube negra en círculo al rededor del sol y un arcoiris bordea la nube negra. Se ve sencillamente espectacular.

Piscina Después del almuerzo, decidí quedarme en la piscina, acompañada de un amaretto a las rocas y Osho hasta que llegó la hora de arreglarse y volver a Margarita.

Creo que me voy a regalar este tipo de viajes con más frecuencia. La próxima vez me gustaría ir con un grupito de panas y luego en pareja... Y definitivamente, la próxima vez que vaya sola me quedaré 3 dias 2 noches, que, aunque no hay mucha cosa que hacer en Coche, el relax y el estar desconectada de todo, me dió mucha claridad...

Pueden ver todas las fotos AQUI