Hoy siento ganas de escribir... no tengo idea sobre qué lo haré, pero sentí ganas de escribir... debió ser la visita de Karen y Alex, dos personitas que siempre estan en mi corazon y que por cuestiones de la vida sólo nos vemos un par de veces al año (cuando tenemos la suerte)... debe ser por ello que nos llevamos tan bien y cuando nos vemos lo disfrutamos mucho.



Los carnavales pasaron y aunque hubo algunas cositas inoportunas, puedo decir con propiedad que no hay mal que por bien no venga... esta semana fue muy extraña... era como estar en una montaña rusa (aunque nunca he estado en una)... pero creo que esto será cuestión para otro post...

No sé a quién lo escribo, pero se siente bien...